Jellyfish Lake ,El lago de las medusas

Jellyfish Lake ,El lago de las medusas
El fascinante lago de las medusas.

Es un escenario mágico.

Las medusas encierran la doble cara de la fascinación, criaturas en ocasiones peligrosas que desprenden en sus sencillos organismos una belleza acompasada.

Una invitación a los sueños teñidos de sugerentes colores, de increíbles formas de lo onírico y sugestivo. 

¿Eres quizá de los que temen a las medusas? ¿O eres de los que queda hipnotizado al ver su mundo misterioso?

Jellyfish Lake, un lago lleno de medusas emplazado en Palau, Micronesia. A 500 kilómetros de las Filipinas. ¿Preparado para sumergirte?

Un lago escondido y muy antiguo

Este tiene una particularidad   muy especial: Es un lago de agua salada. Un tesoro natural escondido en el archipiélago de Palau, en Micronesia. 

Puede que te quede algo lejos, pero es una aventura que sin duda vale la pena. 

Se trata de uno de los rincones menos habitados del mundo donde encontrarás no solo un idóneo equilibrio natural, sino un regalo excepcional para algunas especies marinas.

Lo curioso de este escenario es que hace más de 10.000 años estaba comunicado con el propio océano, pero el tiempo y la naturaleza terminó cerrando su acceso, tal y como ves en la imagen, cercando un pequeño lago de agua salada.

Jellyfish Lake ,El lago de las medusas


Es ahí donde se quedaron innumerables criaturas que, lamentablemente, no lograron adaptarse a las nuevas condiciones. 

Se extinguieron todas menos una: las medusas. 

Estas bellas criaturas disponen de una gran habilidad para sobrevivir, de ahí que hoy en día existan en este precioso lago cerca de 7 millones de ejemplares. Increíble ¿verdad?


Bucear entre medusas


A este lago se le conoce también con su nombre palauano: Ongeim`l Tketau. Algo impronunciable, pero no tendrás problema alguno si lo llamas también Jellyfish Lake, ahí donde puedes vestirte con tu equipo de buceo y descender por él a lo largo de sus 14 metros de profundidad.

Pero ojo, hay rincones que alcanzan los 30 metros, donde no existe ya vida alguna, y donde solo encontrarás altas concentraciones de sulfuro de hidrógeno. 

¡Muy peligroso!

Jellyfish Lake ,El lago de las medusas

Mientras, podrás nadar con las medusas, sobre todo en ese momento en que el sol calienta más el agua, instante en que ellas llegan en densos cúmulos desde la parte más occidental donde pasan la noche. 

Les encanta la luz y alimentarse de algas y pequeños insectos incautos que van por las capas más superficiales del lago.

Es un festival de colores. Un baile silencioso de medusas donde cualquier amante de la naturaleza, disfrutará como un niño en ese planeta acuático de fantasía.

Parecen de otro mundo, parecen seres de gominola moviéndose con elegancia por ese lago salado que diariamente se renueva por unas pequeñas grietas que lo unen con el océano Pacífico.

Racismo en América Latina ,la ignorancia y ansias de prosperidad ...

 ... En un estudio que realizó sobre la dentición de los nativos amazónicos concluyó que estos habrían evolucionado autóctamente en grado ...


11 Lugares extraordinarios | VCN

 ... Los nativos lo llaman “El humo que truena”, ahí donde caen las aguas del río Zambeze, dibujando desde hace cientos de años uno de los ...


Intolerancia y alergia a la lactosa: Similitudes y diferencias | VCN

 ... Estudios demográficos han encontrado que esta afección era más frecuente en adultos de origen asiático, africano o nativo americano.

Publicado por : http://supercurioso.com/
Creative Commons