Curiosidades del Día de los Muertos

Curiosidades del Día de los Muertos
Curiosidades del Día de los Muertos.

¿Sabías que el Día de los Muertos es una celebración típica en todo el mundo?

Es una fiesta que se celebra con diferentes elementos y en diferentes fechas, pero con un mismo fin: mantener viva la memoria de los difuntos y recordarnos a los vivos que en cualquier momento puede ser nuestro turno.

El ser humano siempre se ha cuestionado sobre la Muerte y sus misterios. Unos dicen que la muerte es el fin y otros que es sólo el comienzo.

Muchos afirman que existe la posibilidad de comunicarnos con los muertos, mientras que otros tantos se muestran escépticos.

Lo que sí es cierto es que, a lo largo de los años y en casi todas las culturas, se ha tratado de realzar este aspecto a través de ciertas festividades.

En esta ocasión veremos esta fiesta a través de los ojos de cuatro países, ¿listos?


El Día de los Muertos en Indonesia

Tana Toraja es una provincia de Indonesia, hogar del grupo étnico los Toraja, que  cada tres años celebra a sus muertos de una forma nada común y muy interesante.




Esta cultura se caracteriza por tener una visión de la muerte muy distinta a la nuestra.

Esta gente, que siempre sonríe, tiene fama de ser hospitalaria, amable y muy simpática.

Su cultura se caracteriza por tener una visión de la muerte muy distinta a la que tenemos las sociedades occidentales.

Cuando un familiar fallece, no se le considera como muerto, sino como que ha enfermado y se considerará entre los vivos hasta que se celebre el funeral, que se hace cuando la familia logra reunir el dinero.

Hasta entonces, el difunto es lavado y posteriormente embalsamado y continúa conviviendo con su familia, como un miembro más.

Esta situación, puede durar de meses a años, dependiendo de lo que se tarde en reunir la suficiente cantidad económica para realizar el sepelio.

El ritual se llama Manene y consiste en extraer a los muertos de sus tumbas para cambiarles de ropa, limpiar las tumbas, sacarlos de paseo e incluso compartir una comida en familia, siempre con el fin de demostrar el respeto a sus familiares. 

Los Tana Toraja y la muerte
Tana Toraja, en el archipiélago Indonesio.
En este tiempo, la familia le ofrece agua, comida y no falta las tertulias e incluso las celebraciones.

Una vez está todo listo para celebrar el funeral, el difunto es trasladado a una de las habitaciones centrales y se oficia el ritual, en el que pueden asistir de varios centenares a miles de invitados, dependiendo de la posición social de la familia.

La celebración se culmina con el entierro, cuando el cadáver es introducido en un agujero en una gran roca y permanece visible para los familiares.

En otra zona, los Tana Toraja, entierran a sus muertos y cada cierto tiempo, los difuntos son desenterrados y sus familiares se encargan de limpiarlos, peinarlos y aprovechan para limpiar sus tumbas.

Al final del ritual los devuelven a sus tumbas.


El Día de los Muertos en México

En este hermoso país el Día de los Muertos se celebra el 2 de noviembre, festividad que ha sido reconocida como Patrimonio Cultural de la Humanidad por la UNESCO. Su origen se extiende miles de años atrás porque los Mayas y los Aztecas ya lo celebraban. 

Al llegar, los españoles que conquistaron estas civilizaciones impusieron su cultura católica cristiana, complementando estas fiestas con la celebración ferviente del Día de los Difuntos, un día después del Día de todos los Santos, ya que los difuntos no tienen una fiesta propia en el calendario eclesial.

La esencia de esta fiesta es el regreso de los muertos al mundo terrenal y es por ese motivo que las personas acuden al cementerio para colocar velas que iluminan el camino de regreso a casa. 

Además las familias preparan la comida favorita del difunto para recibirlo, acompañada de fotografías, calaveras de dulce y flores de todos los colores.

Bastantes personas pasan la noche entera en los cementerios acompañando a sus muertos, llevan música y se convierte en una verdadera fiesta -siempre con mucho respeto– recordando el enigma de la Vida y la Muerte.

Un personaje muy importante de esta celebración es Catrina, creada por el caricaturista José Guadalupe Posada; seguramente la recuerdas: es una calavera ataviada con plumas, colores y un gran sombrero. Catrina es la imagen de referencia a partir de la cual se realizan artesanías, dibujos y figuras decorativas y que se ha ido convirtiendo en un hito representativo de este festejo alrededor del mundo.

El Día de los Muertos en Ecuador

País ubicado en Latinoamérica que celebra el Día de los Difuntos el 2 de Noviembre de cada año.

Esta tradición tiene sus orígenes prehispánicos y fue declarada como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad por la UNESCO.

Al igual que en el resto del continente se procura visitar los cementerios para rendir homenaje a aquellos que pasaron a mejor vida, sin embargo las festividades en este territorio presentan ciertas curiosidades…

Al ser un país rico en tradiciones, las costumbres de uno y otro lugar se amalgaman creando una diversidad increíble.

Así, ciertos pueblos indígenas presentan ofrendas a sus muertos, que consisten en comida tradicional como la carne de cuy por ejemplo y chicha (bebida típica). 

Al día siguiente se recogen las bandejas de las ofrendas dejadas para compartirlas con toda la comunidad pero, para que esto se cumpla, primero verifican que la comida tenga pequeños orificios que confirmen que las almas, efectivamente, probaron la comida.

En otras partes del Ecuador las familias se reúnen alrededor de la mesa para compartir un plato típico: Guaguas de Pan y Colada Morada, ¿singular nombre, verdad?

Las guaguas de pan son figuras de pan con forma de personas, muchas veces rellenas de dulce de guayaba o de manjar de leche que representan a los difuntos; la colada morada es un preparado de mora, harina de maíz morado, mortiño, clavo de olor, ishpingo, naranjilla, fresas y canela.

El Día de los Muertos en China

En este vasto territorio existen dos fiestas clave en lo referente a la celebración de los Muertos:

El Festival de Qin Ming

Como ya hemos mencionado antes en la China se tiene un gran respeto por los antepasados.

Por eso este festival se celebra a inicios de abril, con la finalidad de honrar a los muertos y, además, verificar que se encuentran bien en el más allá. 

Para esto, además de la visita obligatoria al cementerio, las ofrendas de comida y la quema de incienso, se tiene la costumbre de quemar “dinero fantasma”. 

El motivo reside básicamente en la creencia de que la esencia del elemento quemado es enviado directamente al otro mundo para que pueda ser utilizado por los muertos.

Mes de las Ánimas

¿Recuerdan las creencias que mantienen los chinos respecto a los números y su simbología? 

Pues bien, el motivo por el cual se asocia el número siete a los muertos es, justamente, porque en el séptimo mes lunar durante quince días, las puertas del Otro Mundo se abren y los espíritus son libres para venir al mundo terrenal y visitarnos. 

Para mantener tranquilas a las almas y evitar que ronden las casas se quema incienso, se realizan ofrendas de alimentos e incluso se hacen rituales.

Publicado por : http://supercurioso.com/
Creative Commons