Torre de Jericó , primer rascacielos de la historia

 Torre de Jericó , primer rascacielos de la historia
El primer rascacielos de la historia: la Torre de Jericó.

La Torre de Jericó. Misteriosa y enigmática, todo un desafío para historiadores y arqueólogos que, poco a poco, van desentrañando las claves de lo que se considera, el primer rascacielos de nuestra historia.

¿Su fecha?

La torre de Jericó dispone de unos 11.000 años de antigüedad, una maravilla del Neolítico que debió alcanzar más o menos los nueve metros de altura. 

Lamentablemente no podemos mostrarte ninguna imagen de ella, puesto que a día de hoy, solo disponemos de sus ruinas y las pistas de una estructura que nos da un claro atisbo sobre su altura.

¿Nos acompañas en este paseo por la historia y por la mítica ciudad de Jericó?
Una torre erigida al miedo y la superstición.

Primero intentaremos ubicarnos. Jericó es una ciudad antigua, muy antigua, tanto que se cree que debe tener unos once mil años.

Estamos en en Cisjordania, muy cerca del río Jordán, en el Estado de Palestina.




Aquí, como puedes intuir, el aire huele a historia y destila un pasado bíblico cargado de magnetismo, una zona habitada en el pasado por los cananeos.

Jericó aparece en numerosas ocasiones en la Biblia, de ahí que sea habitual las continuas investigaciones por parte de arqueólogos en busca de vestigios del pasado.

Ciudad de Jericó

Fue en 1952 cuando un grupo de arqueólogos dieron con los restos de la antigua torre de esta ciudad.

Debe tener la misma antigüedad que la propia urbe, una civilización donde se alzó por primera vez el concepto de “jerarquía”. 

Es por ello que muchos ven en la Torre de Jericó, como un mecanismo de poder y liderazgo.

Un modo de imponer el respeto, a la vez que la unión del pueblo hacia una misma creencia.

Una misma cosmogonía. 

 Torre de Jericó , primer rascacielos de la historia

Hace muy poco aparecieron de hecho los últimos descubrimientos publicados en la revista arqueológica Antiquity.

Según unos historiadores de la Universidad de Tel Aviv, la torre mide 9 metros y debieron tardar unos 10 años en alzarla.


Es de piedra, muy integrada en el paisaje y tan impresionante que se cree que su principal finalidad era precisamente asustar. 

Imponer. Hemos de pensar que esta construcción fue hecha por sociedades anteriores a la propia agricultura, pueblos del Neolítico que deseaban demostrar su poder mediante esta torre. 

Un imponente monumento con el que sugestionar mediante el miedo a todo aquel que lo viera desde la lejanía.

Nunca antes se había visto algo semejante.

Los yacimientos se ubican en las afueras de la propia ciudad de Jericó, casi en sus límites. Una zona estratégica que juega mucho a su vez con la posición del sol. 

 Torre de Jericó , primer rascacielos de la historia

De hecho los arqueólogos han hecho simulaciones y deducen, por ejemplo, datos realmente curiosos: la sombra de la colina cuando se pone el sol en el día más largo del año, por ejemplo, cae exactamente sobre la torre de Jericó. 

Debía ser un espectáculo único, puesto que el astro primero la envolvería, para después cubrir por completo al propio poblado iluminando únicamente la torre de Jericó. 

Intenta imaginarlo, intenta ponerte en el contexto de esta época: debió ser asombroso.

Se cree pues, que esta estructura, el primer “rascacielos” de la historia, era un símbolo mágico para imponer respeto y temor.

Una torre que unía a la población con las colinas de alrededor, con el misterio de los cielos, y a su vez, con el sol de poniente. 

Una exquisita cosmogonía con 11.000 años de antigüedad que día a día deberá darnos más respuestas, como quién la construyó y qué actividades podían realizar en su interior. 

Aguardaremos pues con expectación más estudios al respecto de la fascinante Torre de Jericó.

Con permiso para reproducir, siempre y cuando se enlace adecuadamente con un link a http://vidacotidianitica.blogspot.com
Publicado por / Fuente : https://supercurioso.com
Creative Commons