Santa Cruz del Islote, la isla más densamente poblada del mundo

Santa Cruz del Islote, la isla más densamente poblada del mundo
Santa Cruz del Islote, la isla más densamente poblada del mundo.

¿Recuerdan aquella memorable escena de los hermanos Marx en Una noche en la ópera, la del camarote que se iba llenando poco a poco?

Pues hay un rincón de Colombia que se le parece mucho.

Si te dijera que en un espacio de 125 metros de largo por 80 de ancho caben 110 casas, más de 1.200 personas –según sus habitantes, 497; seguramente para evitar un desalojo–, cuatro tiendas, tres alojamientos, un colegio, una gallera –dícese del lugar donde dos gallos se pelean–, un puesto de salud, una discoteca, un acuario con un tiburón… ¿me creerías? Adivino la respuesta.

Y si añadiese que esto sucede en una isla del Caribe que no tiene ni playa ni palmeras ni mosquitos, me llamarías tarado, ¿verdad? Pues sí, esta pequeña pero atestada y atípica isla se encuentra en el departamento de Bolívar, Colombia.

Y aún le sobra espacio para guardar toneladas de alegría y felicidad, además de alguna que otra visita.

No es un barco, aunque sí está en el agua, y tiene tanta gente que da la impresión de no caber un alfiler.

Santa Cruz del Islote

Santa Cruz del Islote, que probablemente sea la isla más densamente poblada del mundo.

Al menos si se atiende a la relación entre habitantes y espacio disponible, ya que en ese pedazo de tierra residen ,como ya dijimos ,1.200 personas en una superficie que apenas llega a una hectárea (o sea, unos 10.000 metros cuadrados). 

Eso supone 1,2 habitantes por cada 10 metros cuadrados; teniendo en cuenta lo que ocupan sus casas (unas 97, más un par tiendas, una escuela de enseñanza básica y un restaurante), la sensación debe de ser similar a vivir en una lata de sardinas.

Es más, la necesidad de espacio ha obligado a empezar a ganarle terreno al mar, construyendo sobre el agua.

Bien es cierto que ellos mismos advierten de son aproximadamente la mitad, ya que los cálculos se suelen hacer contando a los visitantes. El caso es que no hay electricidad sino un generador que proporciona suministro sólo de noche, aunque se están instalando paneles solares donados por Japón.

El agua se recoge de la lluvia en varios tanques, más la que trae un barco de la Armada periódicamente.

Tampoco se dispone de médico -sí de un dispensario- ni de policía, salvo un guardia de seguridad porque lo exige la legislación. Pero sus habitantes son razonablemente felices, no existe delincuencia y todos se conocen; al fin y al cabo están emparentados, ya que únicamente hay 6 apellidos.

Otro problema importante, pese a la longevidad común de sus gentes, es el no tener un lugar donde enterrar a los muertos, algo que se hace recurriendo a cementerios de las otras 10 islas. Porque Santa Cruz del Islote no es un sitio aislado sino que forma parte del archipiélago de San Bernardo, en el golfo de Morrosquillo (departamento de Bolívar), muy cerca de la costa caribeña colombiana. Se tarda algo menos de dos horas en cubrir en barco la distancia desde Cartagena de Indias.

Este último dato es importante porque Cartagena es uno de los principales destinos turísticos del país y ahora se organizan viajes desde allí para conocer tan pintoresca isla. Así, la actividad económica tradicional, la pesca, empieza a verse desplazada por el turismo. 

Bueno, para ser exactos se complementan y retroalimentan en simbiosis, ya que la pesca, muy abundante y variada, también atrae turistas; aparte, acuden para realizar excursiones en lancha y submarinismo.

Santa Cruz del Islote –conocida como Islote, sin más– es uno de esos lugares que impresiona y atemoriza en la distancia, pero que cuando pisas tierra firme –la poca que queda–, te das cuenta de que en un lugar así, con tal escasez de recursos y de espacio, también se puede ser feliz. 

Lo que para la mayoría podría suponer un castigo, al estilo de Alcatraz, para sus habitantes es un regalo. No cambiarían su diminuta isla por nada. 

Únicamente los chicos que obtienen una beca para ir a la universidad salen del Islote rumbo a Tolú, la ciudad costera más cercana –a 1 hora en lancha rápida–. Los menos afortunados deben repetir curso hasta que consigan reunir suficiente dinero para seguir estudiando fuera.

Un lugar interesante, pues, protegido como parque nacional desde 1988 y del que faltaría reseñar una última carencia, ésta positiva: al ser tan pequeño y estar tan lejos del continente, en Santa Cruz del Islote tampoco hay mosquitos.

VCN: ¿Qué son las psicofonías?

 ... es imposible negarlo: la duda está ahí. ¿Son simples interferencias del medio que nos rodea, del viento o las puertas que chirrían simulando una palabra?


VCN: Fernando Gallego Herrera, un genio olvidado

... A pesar de no haber logrado pasar nunca a la acción, siempre con buenas palabras desde el lado oficial pero poco más, Fernando Gallego no dejó de ...


Las azafatas | VCN

 ... La palabra "azafata" tiene varias aplicaciones. En Chile es el nombre que reciben las señoritas que atienden a los viajeros en los aviones, las ...

Publicado por / Fuente : http://www.labrujulaverde.com/
Creative Commons